Año 6- Número 185                                                                        

Por Javier Perez

En esta edición:

  • Lanzan el Registro Único San Luis (RUSL)
  • El Gobierno Nacional abre una línea de créditos a tasa cero
  • El día que el petróleo tuvo precio negativo
  • Reestructuración de la deuda con acreedores privados
  • Canasta Solidaria San Luis, crecen los inscriptos
  • Mercados
separador

Lanzan el Registro Único San Luis (RUSL) para comercios, profesionales y servicios

El RUSL nace como una respuesta que impulsa la Cámara de Comercio, Industria y Producción de San Luis, trabajando conjuntamente con la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) para hacer frente a la crisis laboral que ha generado el COVID-19 en esos sectores.

Esta propuesta tiene como objetivo que los sectores mencionados puedan brindar sus servicios y ofrecer sus productos, pero también sirve a la sociedad en su conjunto para que puedan conocer quiénes son los profesionales o comercios inscriptos, y en caso de necesitarlo, poder contactarlos.

Básicamente el RUSL pretende ser un intermediario. Por un lado, busca que los comerciantes y profesionales se inscriban, llenen un registro para poder aparecer en un listado, de manera que se favorezca su difusión, y poder llegar a más personas que lo estén requiriendo en estos momentos. Para el público en general pretende cumplir la función de intermediación, ya que accediendo al sitio web los particulares pueden encontrar toda la información del servicio o producto que necesitan en un mismo lugar.

¿Quiénes pueden completar el formulario?

  • Comercios
  • Profesionales
  • Empresas de servicios
  • ONG’s

Se puede consultar el listado de comercios y profesionales ya inscritos, el cual se va actualizando de manera periódica, en el siguiente LINK.

El listado está organizado en tres grandes categorías:

  1. Comercios mayoristas, minoristas y casas de comida
  2. Profesionales de la salud
  3. Profesionales de otros rubros

Si usted pertenece a alguno de estos sectores productivos y/o de servicios, y necesita mayor difusión del trabajo que realiza, sobre todo en estos contextos que estamos atravesando, puede registrarse AQUÍ.

El Gobierno Nacional abre una línea de créditos a tasa cero

El pasado domingo 19 de abril el Gobierno Nacional realizó una modificación al Decreto de Necesidad y Urgencia que había creado a principios de mes, y cuyo nombre es “Programa de Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción”. En informes anteriores de Finanzas San Luis se detalló en qué consistía el DNU 332/2020. Sin embargo, el día domingo se realizaron algunas modificaciones a ese DNU, entre las cuales se encuentra la apertura de una línea de crédito a Tasa Cero para las personas adheridas al Régimen Simplificado para Pequeños Contribuyentes y para trabajadoras y trabajadores autónomos en las condiciones que establezcan la Jefatura de Gabinete y el BCRA, con subsidio del 100% del costo financiero total.

El nuevo decreto (376/2020) garantiza asistencia a los monotributistas de las 11 categorías y también a los 450.000 trabajadores autónomos.

Lo clave de esto es que el financiamiento no podrá exceder el 25% de los ingresos anuales de los beneficiarios, con un tope de $150.000. La siguiente resume toda la información. De acuerdo a las categorías del monotributo, éstos son los máximos de crédito que se obtendrían:

Fuente: Ámbito Financiero – Gráfico Juan Pablo Chiesa

Se observa que desde la categoría D ya no se otorgará el 25% del crédito, sino que desde esa categoría en adelante el máximo otorgado será de $150.000.

En el caso de los trabajadores autónomos es especial, ya que las 7 categorías o grupos de actividades obedecen al Régimen General de Autónomos y es diferente al Régimen Simple en lo que respecta a ingresos anuales, por lo tanto la AFIP evaluará cada grupo en particular de acuerdo a sus ingresos.

Los créditos serán entregados a través de las tarjetas de crédito de los trabajadores en tres cuotas iguales mensuales y consecutivas. La AFIP, en conjunto con el Banco Central, serán los organismos operativos en esta iniciativa que los contribuyentes podrán tramitar desde su clave fiscal, hasta el 30 de abril. La disposición completa del BCRA la podés encontrar AQUÍ.

El día que el petróleo tuvo precio negativo

En economía siempre nos enseñaron que un bien debía tener precio positivo. Si lo poníamos con un precio negativo, quería decir que estábamos incurriendo en un error. Que un bien tenga un precio “cero”, quiere decir que el bien es gratis, yo me hago del bien sin pagar nada. Pero que un bien tenga precio negativo, es un caso extremadamente difícil de encontrar, porque implicaría que algo que tiene una utilidad positiva, es decir que le reporta una utilidad al comprador, ahora lo puede obtener sin hacer erogación alguna e incluso le pagan por hacerlo. Voy, obtengo algo que es útil para mí, y encima me pagan. ¿Es este caso posible? La evidencia quedó demostrada este pasado 20 de abril, cuando el valor futuro del petróleo WTI alcanzó el precio cero y llegando incluso hasta valores negativos. El eje, meollo de la cuestión, es que si el petróleo en ese momento reportaba una utilidad al comprador o no. Esto es lo que se pasará a explicar.

El cartel de la OPEP es un grupo de países productores de petróleo, que fijan cuotas de producción para cada país integrante y de esa manera pueden controlar el precio del mismo. Desde principios de año han existido tensiones entre algunos países miembros de la OPEP lo cual llevó a que algunos de ellos incrementaran su producción y de esa manera, al existir mayor oferta, bajara el precio.

Pero desde fines de febrero, desde que el mundo tiene que convivir con la pandemia del COVID-19, y a raíz de las cuarentenas decretadas en muchos de los países afectados, la actividad económica se ha visto prácticamente paralizada en su totalidad. Por lo tanto, las empresas en el mundo dejaron de producir. Por supuesto que también los particulares dejaron de trasladarse con la misma frecuencia que antes (por lo tanto, dejaron de demandar productos derivados del petróleo). Pero se destaca a las empresas porque son las principales consumidoras de los derivados del petróleo, más concretamente, combustibles. Uno de los mejores ejemplos es el caso de las líneas aéreas, que se han visto obligadas a poner la gran mayoría de sus aviones en tierra, ya los países han cerrado sus fronteras, disminuyendo considerablemente la demanda de pasajes para conectar diferentes países.

Por lo tanto, la demanda de petróleo ha caído bruscamente, y como se mencionó anteriormente. Pero acá viene una cuestión fundamental, que explica lo que se vio el lunes pasado. Las empresas petroleras NO PUEDEN dejar de producir, es decir, no resulta tan fácil como si fuese una maquinaria que podemos apretar un botón y listo, cortamos la producción. En el caso de los pozos petroleros no funciona así. Se podría frenar la producción, pero es altamente costoso, y no resulta viable para ninguna empresa. Por lo tanto, la oferta no puede caer más allá de un cierto punto mínimo. ¿Qué ocurre entonces? Las empresas demandantes, ya tienen sus almacenes de combustibles llenos, no desean comprar más porque no tienen cómo gastarlo. Y las empresas productoras, como nadie les compra y no pueden dejar de producir, se stockean hasta un punto en el cual ya no tienen tampoco más lugar para almacenarlo. ¿Cuál es la consecuencia de esto? La caída abrupta del precio.

En el caso del petróleo, y con las commodities en general, las transacciones que se realizan implican adentrarnos en los mercados financieros, principalmente en derivados financieros como lo son básicamente los “futuros”, pero no se va a ahondar mucho en esto. Únicamente se mencionará que los futuros, implica comprar algo hoy, para que me lo entreguen en el futuro. En el caso del petróleo WTI, los futuros son a 30 días. Y lo que sucedió el 20 de abril es que vencían los contratos de los futuros y las empresas petroleras tenían que entregar el petróleo. El contrato por el cual la empresa petrolera se comprometía a entregar el petróleo 20 de abril se había acordado 30 días antes, a un precio positivo. El problema se presentaba con el contrato nuevo, es decir el petróleo que deben entregar el 20 de mayo. Estos contratos son los que nadie quería porque sus capacidades de almacenamientos estaban colapsadas, y las empresas compradoras no observaron en el corto plazo que pudiesen llegar a consumir todo lo que tenían almacenado. Y desde el lado de los productores se encontraba el problema de que ya no podían almacenar más ni parar su producción, y mucho menos desechar el petróleo por las sanciones económicas que tendían desde el punto de vista ambiental.

¿Qué ocurrió entonces? El precio del futuro del barril de petróleo para mayo de 2020 llegó a caer hasta el llamativo valor de -37,63 dólares.

Imaginemos la problemática desde el punto de vista de una familia: todo el mundo se preguntará ¿cómo es que no quieren combustibles los particulares? Con lo costoso que es siempre, y lo útil, si ahora me lo regalan, ¿Cómo no lo voy a querer? La clave acá es pensar cómo lo vamos a gastar o consumir. Supongamos que tenemos dos autos y una moto en nuestra familia. Compramos nafta o gasoil hasta llenar los respectivos tanques de nuestras movilidades. ¿Qué más puedo hacer? Lo almaceno en bidones… ¿Pero hasta qué punto? El combustible, transcurrido un tiempo, pasa a perder su calidad, a descomponerse, y con ello puede estropear nuestro vehículo. Entonces llegará un punto donde, como familia, no voy a desear adquirir más combustible por el simple hecho de que no tengo cómo consumirlo ni cómo almacenarlo. Todo esto considerando que la cuarentena sigue, por lo tanto, la movilidad está sumamente limitada. Esto motiva que la demanda caiga rotundamente, sumada a las expectativas, y a la imposibilidad de mayor contracción de la oferta, lo cual motivó la estrepitosa caída en el precio.

A grandes rasgos esto es lo que ha ocurrido en el mundo. Con el transcurso de los días, el precio del futuro del petróleo comenzó a recuperarse. Los futuros del WTI con entrega en junio – vence el 19 de mayo- exhiben un derrumbe menor y se ubican en torno a los u$s21 por barril, mientras que los futuros a partir de septiembre superan los u$s30. Esto demuestra que las expectativas a futuro son relativamente optimistas.

Por supuesto que no son noticias felices que el petróleo tenga precio tan bajo, o el caso extremo de precio negativo, cuando se trata de un bien el cual la Argentina necesita que tenga un precio más elevado para poder hacer rentable su explotación en Vaca Muerta. De todas maneras, hace un tiempo (2015) que Argentina comenzó a referenciarse en el precio del barril Brent, y no en el WTI. Pero para los amantes de la economía, resulta fascinante haber podido ver materializarse en la realidad un caso de los denominados imposibles o extremos.

separador

Reestructuración de la deuda con acreedores privados: el gobierno oficializó la propuesta

El día 21 de abril, el Gobierno de Alberto Fernández, oficializó la oferta a acreedores privados a través de Decreto 391/2020, para la reestructuración de la deuda bajo ley extranjera.

El decreto, expresa que la oferta presentada contempla una quita de 5,4% sobre el capital y 62% sobre los intereses, y a comenzar a pagar en 2023. Poniéndolo en cifras concretas, la Argentina plantea un canje de una deuda total en bonos de USD 66.238 millones. La quita implicaría una rebaja de USD 3.600 millones del capital y de USD 37.900 millones en intereses.  

El gobierno busca con el canje postergar vencimientos el mayor tiempo posible, ofreciendo dos bonos con tasas escalonadas que culminan en 2030 (euros y dólares), otros dos en 2036 (euros y dólares); dos bonos que caducan en 2039 (dólares y euros); dos bonos en 2043 (dólares y euros); y los últimos dos bonos en 2047 (dólares y euros).

La propuesta contempla a los grupos de tenedores de bonos que tengan títulos emitidos bajo el contrato legal de 2005 y los tenedores de los bonos que hayan sido emitidos a partir de 2016.

La oferta, la cual se había dado a conocer el viernes anterior (17-4), y la cual se vio ratificada el martes 21 por el decreto anteriormente mencionado, se espera que sea rechazada por los acreedores. Para que se haga formal la oferta de canje, debe ser aprobada por la SEC (Comisión de Valores de Estados Unidos), ya que se encuentran bajo legislación extranjera. Sin embargo, ya se conoce la negativa de los acreedores ante dicha oferta. Se espera que el Ministro haga una mejor oferta, y además que se plantee un rumbo claro acerca del plan económico que pretende llevar a cabo el gobierno de Alberto Fernández, para tener certezas de la capacidad de pago futura que tendrá Argentina.

Por el momento las posturas de los actores de la negociación se encuentran muy distantes, pero no la negociación no está caída. Según el mercado «las posiciones se encuentran lejanas, aunque los puentes no están rotos». Pero el Ministro Guzmán aclaró que los bonistas “presionan para que Argentina ofrezca más, pero no se puede, no es sostenible».

El día 22 de abril vencieron intereses de tres bonos bajo legislación extranjera, por un valor de USD 503 millones, los cuales están incluidos dentro del paquete de canje presentado. Argentina no ha pagado dichos intereses, pero de todas maneras tiene 30 días para girar el dinero para no caer en default.

Canasta Solidaria San Luis, crecen los inscriptos

El gobierno de la Provincia de San Luis, lanzó hace unos días, la iniciativa de la Canasta Solidaria. La misma consiste en un conjunto de productos que se ofrecen en diferentes comercios a precios más bajos para los consumidores, como medida adicional para enfrentar la crisis producto del coronavirus. Sirve tanto para los comercios, porque pueden inscribirse para poder vender esta canasta solidaria, como así también para los consumidores, ya que se puede acceder a productos básicos a un precio más conveniente. Hasta la fecha, ha tenido buena aceptación, ya que existen más de 100 comercios que ya la están ofreciendo.

Las canastas bajo el nombre “quédate en casa”, ofrecen productos agrupados en la siguiente manera:

La vigencia de las mencionadas canastas es hasta el 8 de mayo.

Si usted posee un comercio, puede inscribirse en el siguiente LINK

Y si usted es consumidor, y desea saber dónde puede adquirirlas, puede ingresar al siguiente LINK observar los puntos de venta más cercanos a su interés, o bajar la aplicación para celular llamada “canasta solidaria”. Los puntos de venta se encuentran georreferenciados, es decir que desde su celular puede observar cuáles son los comercios adheridos y observarlos en el mapa.

Mercados

El dólar oficial el día viernes cerró a $63,69 para la compra y $68,69 para la venta, con una brecha significativa de $5 entre ambas. El dólar que uno puede comprar mediante los canales digitales (llamado comúnmente dólar turista, aunque por el momento nadie pueda viajar) cotiza un 30% más que el valor del oficial, ya que contiene el impuesto PAIS, y cerró su cotización a $89,30. Sin embargo cabe recordar que los particulares pueden comprar únicamente U$S 200 por mes, así que en caso de querer ahorrar en moneda estadounidense se deberá comprar el dólar blue, de manera informal, cuya cotización el día viernes se encontraba a $107 para la compra y a $117 para la venta.

El dólar contado con Liquidación cerró en $110,39 para la compra y en $111,70 para la venta.

El Euro oficial cerró su cotización en $69,60 para la compra, y a $74,92 para la venta. Pero los particulares nos tenemos que guiar por la cotización del Euro blue, el precio al que podemos conseguirlo en el mercado informal. Y el día viernes el mismo se podía conseguir con un precio para la venta estipulado en $126,26.

El riesgo país tuvo un marcado ascenso durante la semana, pasando de 3429 puntos básicos a 4037 que cerró el día viernes, representando una subida porcentual en la semana de un 17,73%. Y los ADR’s argentinos en Nueva York tuvieron caídas generalizadas. 

Las acciones que mejor comportamiento tuvieron en la semana fueron VALO – Mercado de Valores de Buenos Aires (+19,62%), COME – Sociedad Comercial del Plata SA (+13,04%) y ALUA – Aluar (+4,29%). Y las que peor semana tuvieron fueron GGAL – Grupo Financiero Galicia (-9,95%), TGNO4 – Transportadora de Gas del Norte (-9,53%) e YPFD – YPF (-7,85%). No fue una semana buena para el MerVal, ya que cayó un 4,18%.

© 2020 – Finanzas San Luis

Encontranos en Twiter – Facebook – LinkedIn– Instagram

estudiofinanzassanluis@gmail.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *